Videojuegos Indie – Mini Metro

Buenas tardes gentecilla. Hoy vuelvo al ataque, esta vez con un videojuego que tal vez no conozcáis y se os haya pasado de largo. Yo, como creo haber comentado en mi otro post, tengo una cuenta en Steam – como la gran mayoría de los gamers de hoy en día. Es mis días de estudiante de grado de la universidad, tenía un peque ordenador (un Notebook para los demás) que evidentemente no tenía la capacidad de procesado que uno querría para poder jugar a cualquier videojuego digamos “molón”. Por aquel entonces solía entretenerme con cosillas bastante modestas (el juego de Magic de los 90, Game Dev Tycoon, Theme Hospital…). Un día, un colega me comento que bastante juegos que salen por Steam, tanto por su gama corriente como por Steam Greenlight, solían ser relativamente ligeros para un ordenador como el mío, y que tal vez me convendría echarles un vistazo. Siguiendo con la conversación, descubrí que muchos de estos juegos también eran los productos de diseñadores indie, y que normalmente eran algo más imaginativos, diferentes, y lo más importante: baratos…Si no tienes que pagarle royalties a gente como Bethesda o Blizzard, la jugada suele ser menos dolorosa para tu bolsillo…Total, que echando un vistazo – y gracias a las recomendaciones del ojo avizor de Steam basado en tu propia lista de juegos…- tropecé con Mini Metro. Mi querida madre siempre ha sido muy fan de los juegos de gestión, y cosas tipo tycoon, y por un par de libras, decidí probar suerte.

Así que aquí mismo os lo muestro y os comento un poco de que va el asunto – screenshots míos echando una pachanga en el mapa de Berlin.

Cuestión numero uno – el juego aún no estaba acabado – de momento, pero casi – que es uno de los motivos por los que también era más asequible para mi pobre economía de estudiante. No obstante, y desde un punto de vista totalmente técnico y en cuestión de jugabilidad, el juego funciona perfectamente. Os preguntareis que le falta para que no lo consideren un producto terminado. Posiblemente su carencia más notoria, es la falta de música de fondo o banda sonora – no hay sonido. Lo cual no tiene por qué ser una desventaja – siempre puedes enchufarte tu propia playlist. Y bueno, les queda por matizar un par de elementos de juego, pero nada realmente crucial.

Seleccion de escenario

El juego consiste el crear líneas de metro entre distintas estaciones, en ciudades diversas. Las estaciones no tienen nombre – ni que importase – si no formas (cuadrados, círculos, triángulos, etc). De estas estaciones se generan pasajeros, representados por estas formas en chiquitito sobre las estaciones, indicándote el flujo de viajantes y los lugares que debes conectar de forma eficaz y eficiente para que tus estaciones no se colmen de pasajeros hasta el punto en que no den abasto – lo cual hace que pierdas el juego. Cuanta más gente transportas a las estaciones adecuadas, más puntos ganas.

Primera semana – transportando tus primeros pasajeros entre distintas estaciones

No hay límites de tiempo alguno, pero sí que tienes límites de recursos. El transcurso del tiempo en el juego se mide en semanas. Al fin de cada semana obtienes siempre una nueva locomotora para mover pasajeros y otros recursos – siempre te dan a escoger entre dos, tú eliges según te venga mejor. Tus opciones suelen ser nuevas líneas de metro (puedes tener hasta 6 normalmente), vagones adicionales, túneles o puentes (muy importantes para poder llegar a estaciones que estén al otro lado del rio/canal/lago), y dependiendo del mapa puedes obtener una mejora para tus estaciones que hace que incremente su capacidad acomodar a viajeros “en espera”. Cada línea de metro tiene un color distinto para que puedas diferenciarlas. No hay ningún tipo de restricciones a las que tengas que atenerte en cuestión de longitud, número de estaciones por línea, o la trayectoria de la misma. Lo mismo va para las locomotoras y los vagones – tu puedes poner tantas locomotoras y vagones creas necesarios en cada línea.

Seleccion de recursos y comienzo de la nueva jornada

El juego te permite pausar cuando lo estimes oportuno, tanto como si es para echar un ojo a cuanta gente tienes esperando y donde como para expandir o mejorar tus líneas. De hecho, tanto en pausa, como no, puedes deshacer todas tus líneas y volverlas a poner para maximizar tus recursos. Esto es importante, ya que la partida termina cuando una de las estaciones llega a estado crítico y no puede soportar el número de viajeros en espera. Por tanto, reajustar y hacer reestructuras es un elemento muy importante de toda partida, sin importar en que mapa este jugando.

Moviendo lineas, recolocando vagones…
Game Over – El mapa de Berlin me revienta bastante…

Y así de simple es Mini Metro. Lo mismo te dura una partida un par de minutos que media hora. Lo que me parece genial del jueguecillo es que los productores están trabajando en ello constantemente – Steam te manda noticias, o te salen en tu página cuando el juego se ha mejorado, o cuando han arreglado algún problema técnico, y la verdad que, en comparación con otros juegos de este tipo, el equipo está siempre en movimiento. Por ejemplo, una de las super mejoras que han sacado desde que compre el juego son dos modos alternativos. En uno de ellos, las estaciones nunca se pueden colapsar, el objetivo es simplemente maximizar tu eficiencia – es buena práctica para el modo standard. Y luego tienes el modo Extreme, que es igual que el standard pero no puedes deshacer ninguna de tus líneas: una vez echas carril, se queda fijo. Es de darle al tarro, que la puedes liar muy gorda. Otro elemento que han incorporado hace poco es el reto del día – conseguir un número de pasajeros x en el mapa y, usar solo un determinado número de puentes, cosas así. Todo esto además se puede medir en un rankin internacional de todos los jugadores de Mini Metro – La verdad es que hay cada pro…de esos que hacen que tus mejores estadísticas parezcan un churro.

El rankin – lo flipas, vaya

Por tanto, y cortando ya que si no me enrollo, como veréis es un juego relativamente simple, pero bastante entretenido – al menos desde mi punto de vista. Tiene un montón de jugabilidad: ninguna partida sale siempre igual porque el mapa se genera de forma distinta, el patrón en que te salen los recursos también varía. Evidentemente, a no ser que te gusten mucho los juegos de estrategia y gestión de recursos, no es un juego de jugar todos los días, es más bien algo casual, o de echar partidas rápidas. Pero tiene su encanto. Y por lo que cuesta, compañeros, lo prefiero a uno de esos mismo que salen por Facebook. Si es uno de esos juegos que ya tenéis, nos encantaría oír vuestros comentarios. Y si tenéis cualquier duda, o lo que sea, darnos un toque.

En fin, que tengáis buena noche.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s